Reciba las últimas noticias sobre temas interesantes con NewsHub. Instalar ahora.

“El presidente me cocinó el desayuno”

22 de abril de 2015 02:23 AM
141 0
“El presidente me cocinó el desayuno”

Mauricio Herrera, ministro de Comunicación designado:

Nacido de una familia de músicos, el nuevo ministro de Comunicación busca tocar con partitura, considera que todos los ministro del gabinete tienen su propia voz, pero quiere que todos sepan en qué pagina están y el mensaje a transmitir.

Hace unas semanas el presidente lo llamó para ofrecerle el cargo, pero él no pudo atenderlo porque estaba ocupado en sus funciones como director del semanario Universidad, al siguiente día mientras Solís le hacia huevos pateados le ofreció el cargo que asumirá el primero de mayo con la expectativa de mejorar la comunicación con la población y a lo interno.

Considera que al presidente no se le puede andar con zalamerías ni ser condescendiente. Mauricio Herrera, quien demandó al Estado ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por limitársele su derecho a ejercer el periodismo, hoy llega con la confianza del Presidente para solventar la crisis de comunicación que aqueja al Ejecutivo.

-No, me parece que es incompatible, a partir de hoy me desligo de la dirección editorial, yo no tengo y no quiero, participar en el contenido editorial porque sé que hay algunos temas que se están planteando para la otra semana y de los cuales ya no tengo detalles, pedí vacaciones para los próximos días para terminar detalles administrativos, que la transición sea los más suave posible y asumir el primero de mayo, pero me desligo por completo de la universidad.

¿Qué lo llevo a aceptar el puesto después de dirigir un periódico crítico de la administración?

-Nosotros hemos desarrollado un periodismo de investigación y análisis, hemos sido críticos con el gobierno cuando hay situaciones, de hecho en la portada hablamos de lo errores del Gobierno, hemos hablado de problemas en otros momentos, hemos mantenido una posición beligerante ante otras circunstancias. El Presidente me tocó un poco la figura del deber, es un área en la que el Gobierno ha tenido problemas; me parece que yo tengo el perfil de lo que están buscando, tengo la formación, la experiencia y la capacidad, si uno puede ayudar, es una obligación hacerlo. Es importante procurar que al gobierno le vaya bien, si uno puede dar una colaboración hay bastante de deber cívico en la tarea, yo conozco los riesgos de la función pública.

-El martes pasado recibí una llamada del Presidente diciéndome que quería conversar conmigo, esa misma noche yo no podía pues tenía obligaciones con mi trabajo, quedamos de desayunar al día siguiente en la casa de él a las 7 de la mañana, el Presidente me hizo el desayuno, me hizo unos huevos pateados, ahí me planteó el tema. Yo le dije que tenía que pensarlo, consultarlo con mi familia, con mis jefes en la Universidad de Costa Rica, antes de hacerlo público se los comenté a mis compañeros de trabajo.

-La comunicación del Gobierno debe adelantarse a los hechos, debe ser muy proactiva e indicar con toda claridad el camino que se está siguiendo. En eso hay unos ejes primordiales sobre los que se debe construir comunicación, son unos ejes alrededor de los cuales hay un conjunto de tareas, en primer lugar todo lo relacionado con reducir pobreza, construir obra pública, fomentar empleo, combatir corrupción y procurar la mayor transparencia posible, son acciones y metas del país que no se puede hacer si no hay confianza y transparencia.

-El Gobierno debe comunicarse dentro del propio gobierno y tiene que comunicarse mejor hacia afuera, es evidente que ha habido limitaciones en cuanto al flujo de información dentro del gabinete y va a haber una serie de tareas. Quizás ha habido poca información acerca de las tareas de vocerías que deben ejecutar los ministros, es posible que perfilemos algún tipo de taller con los ministros para hablar de vocerías para que conozcan mejor cuáles son los valores noticiosos, cuáles son las prioridades de los periodistas, cuáles son las funciones que una cubertura cotidiana está cumpliendo, cómo es que trabaja el periodista, que sepan y tengan una clara noción del circuito informativo en el que estamos los comunicadores, también es muy importante que tanto dentro del gobierno, como hacia afuera que haya claridad en cuáles son los mensajes sustantivos o los mensajes claros del gobierno y que haya mucha disciplina en la asimilación y en la comunicación de esos mensajes claves del Gobierno.

-Hacia afuera es importante una optimización de los recursos en distintas áreas para que la ciudadanía conozca con claridad cuáles son las obras que se están haciendo, cómo el Gobierno está invirtiendo los recursos, es importante que la población conozca el camino que el gobierno está siguiendo y hacia dónde va. Es como la tarea que tiene un piloto en un avión, es decir, si usted va en un avión y ve de repente que hay turbulencia se va asustar, la gente empieza a gritar, hay pánico y caos; pero si el piloto avisa con anticipación que en 15 minutos va a entrar a una zona con turbulencia, les pide que se abrochen los cinturones y dejen las bebidas al lado, la cosa cambia.

¿Quién asumirá la vocería del Ejecutivo luego de la experiencia del ministro Melvin Jiménez con los medios?

-La vocería principal la lleva el ministro de la Presidencia. Es decir, el gobierno siempre tiene dos voceros naturales, el propio Presidente y el ministro de la Presidencia. Habrá que trabajar con los diferentes jerarcas para que haya espacios en la atención de la prensa, que se considere eso como una parte imprescindible de sus tareas, sin que eso implique desorden, porque quita atención a sus funciones. Yo voy a ejercer tareas de vocería cuando me lo pida don Sergio (Alfaro) y voy a estar anuente asesorar al gabinete en funciones de comunicación para llevar con más claridad los mensajes.

¿Su percepción de los problemas del Gobierno fue el factor determinante para que el Presidente lo eligiera?

-Hasta ahora he estado dirigiendo un medio de comunicación, desde afuera tenemos claridad de las cosas que estamos viendo, ese tipo de carencias era evidente para toda la ciudadanía, especialmente para los comunicadores. Cuando el Presidente me pregunta sobre la posibilidad de ocupar este cargo, fui franco en mis observaciones sobre lo que debía corregirse, al Presidente no le hace ningún bien zalamerías o comentarios demasiado condescendientes.

¿Cuál es la estrategia que se va aplicar para reconstruir los puentes de los medios de comunicación?

-En primer lugar ser transparentes. Más allá del deber de la transparencia es respetar el trabajo de los periodistas, conocer sus necesidades, atenderlos y saber que los funcionarios públicos tenemos una obligación de informar y explicar lo que estamos haciendo, rendir cuentas de lo que estamos haciendo. Ser servidor público conlleva una serie de obligaciones, por otro lado la voluntad política de colaborar en todo lo que se pueda, yo entiendo las necesidades, las dinámicas.

-Me parece que necesariamente el ministro de Comunicación debe participar ahí, se va a construir un diálogo con todos los sectores.

Fuente: diarioextra.com

Compartir en las redes sociales:

Comentarios - 0